En este momento estás viendo ¿Para qué se usa el láser en odontología?

¿Para qué se usa el láser en odontología?

 Con el pasar de los años, han surgido instrumentos nuevos que han ganado protagonismo especial en los procedimientos bucales, como es el caso del láser. Esto se debe a la versatilidad que posee y las nuevas aplicaciones de carácter terapéutico que ofrece.

En la actualidad, en el área de la odontología se emplean diferentes tipos de láser, utilizándose en los tejidos blandos, en las mucosas y en los tejidos duros, como es caso del hueso y los dientes.

Este instrumento ofrece una serie de ventajas tanto para los especialistas de esta área, como para los pacientes que se realizan los procedimientos en los que puede ser usado.

Conoce más detalles sobre ¿Para qué se usa el láser en odontología?….

¿Qué es el láser en odontología?

El láser dental es considerado una tecnología innovadora y revolucionaria que posee múltiples usos dentro del campo de la odontología, entre ellos el tratamiento de las caries.

Con el láser, se evitan las molestas vibraciones y ruidos, la anestesia, el dolor, los pinchazos, favoreciendo las restauraciones de carácter estético. Además, es de gran utilidad para las intervenciones en tejidos blandos.

Pueden encontrarse diversos tipos de láser dental empleados en odontología, como es el caso del láser de baja potencia, muy utilizado por su acción antiinflamatoria y analgésica, y el láser de alta potencia o láser de diodo.

¿Para qué es empleado el láser en odontología?

La utilidad del láser en odontología es muy amplia y son las siguientes:

  • Rehabilitación dental: consta de la preparación de las cavidades, el sellado de las fosas, la eliminación de las obturaciones que son antiguas, la hiperestesia endodoncia y dentinaria, y las fisuras dentales.
  • Odontología estética: utilizado en procedimientos como el blanqueamiento dental, obturaciones dentales y las carillas.
  • Prótesis: utilizado en procesos como la preparación de los dientes para la posterior colocación de coronas.
  • Cirugía bucal: utilizado la cirugía periapical, frenectomía y extracción de manera quirúrgica de los dientes (como es el caso de los molares), escisiones de lesiones en tejidos blandos, entre otros tratamientos.

Estas son solo algunas de las aplicaciones del láser en odontología, lo cual sin duda genera muchas ventajas.

Ventajas del uso del láser en odontología

Las ventajas del uso de láser en odontología son las siguientes:

  • Aumento de la precisión en los tratamientos.
  • Menos utilización de inyecciones de anestesia, debido a que genera en el tejido un efecto anestésico.
  • Disminuye la ansiedad del paciente frente a una aguja.
  • Descontamina y coagula el campo de operación, ya que el láser en endodoncia va cauterizando a medida que se va usando, y a su vez hace que el campo de operación sea más limpio.
  • Es menos traumatizante y antiinflamatorio.
  • Posibilita la cicatrización, por lo que luego de un proceso quirúrgico no es necesario poner suturas en la mayoría de los casos.
  • El dolor postoperatorio es menor.
  • Conserva mejor el estado del diente al momento de tratarlo.
  • Se evita el ruido de la turbina y otros instrumentos
  • Brinda una mejor comodidad mayor, haciendo que las intervenciones sean más breves.

Desventajas del uso del láser en odontología

El uso del láser en odontología también posee algunas desventajas, las cuales son las siguientes:

  • Los equipos de láser poseen un coste bastante elevado para su adquisición.
  • Es necesario el entrenamiento y aprendizaje previo para su adecuada utilización.
  • Aumento de los costes para los pacientes según los tratamientos a realizar.
  • El láser en odontología no es adecuado para llevar a cabo el removimiento de materiales, que hayan sido puestos de manera previa en los dientes.
  • No está recomendado para usar en caries de gran profundidad, ya que la proximidad con el nervio dental puede ser un riesgo para el paciente.